Mejor olla de cocción lenta o slow cooker: el comparativo

La olla de cocción lenta o slow cooker es un electrodoméstico con gran tradición en Estados Unidos que se está extendiendo al resto del mundo con rapidez.

No es de extrañar, pues con este dispositivo los guisos se preparan despacio y se obtienen caldos más sabrosos, tal y como los cocinaban nuestras abuelas. En este artículo te ayudaremos a elegir la mejor olla de cocción lenta que cubra todas tus necesidades y las de tu familia.

La slow cooker

Este tipo de olla se conecta a la corriente eléctrica para mantener una temperatura constante durante largos periodos de tiempo.

Por lo tanto, su forma de elaborar los alimentos es mediante una cocción prolongada. Con esta técnica de cocina se consiguen muchas ventajas. El calor se distribuye de manera uniforme por toda la olla y la carne queda más tierna y sabrosa, ya que se cocina en su propio jugo.

Las mejores ollas de cocción lenta

Los siguientes han sido seleccionados como los mejores modelos del año. ¡No te los pierdas!

La mejor relación calidad-precio

Esta olla de cocción lenta de 5,7 litros cuenta con un temporizador digital que permite controlar totalmente la cocción. Con este aparato tendrás la total tranquilidad de saber que la comida recién hecha no se va a quemar y se va a mantener caliente hasta que la vayas a consumir.

El mejor modelo de gama alta

Disfruta de unos platos cocinados con cariño con esta olla de 6,5 ​​litros de capacidad. Cuenta con 350 W, una tapa de vidrio templado y tazón de cerámica extraíble. Es ideal para preparar hasta 20 porciones de recetas de cocción lenta.

El mejor modelo barato

Prepara deliciosos guisos caseros o sopas con esta olla que cuenta con una capacidad de 6,5 litros, perfecta hasta 8 personas. Incorpora tres ajustes de calor: función baja, alta y mantener caliente. Cambia los tiempos de cocción para adaptarse a tu estilo de vida.

Comparativo de ollas de cocción lenta

Para que puedas elegir bien la que mejor se adapte a tus necesidades, no te pierdas la siguiente tabla comparativa con los cuatro mejores modelos del momento:

MEJOR CALIDAD-PRECIO
Crock-Pot SCCPBPP605 - Olla de cocción lenta digital...
Andrew James Cocina Lenta de 6.5 litros | Tapa de...
EL MÁS BARATO
VonShef - Cocina lenta con tapa de cristal (6,5 L,...
Russell Hobbs Cook@Home - Olla de Cocción Lenta...
Slow cooker - Crock-Pot
Slow cooker - Andrew James
Slow cooker - VonShef
Slow cooker - Russell Hobbs
Potencia de 230 W
Potencia de 320 W
Potencia de 290 W
De acero inoxidable
Disponible en varias capacidades
Capacidad de 6,5 litros
Capacidad de 6,5 litros
Capacidad de 3,5 litros
Programable hasta 20 horas
Con tazón de cerámica extraíble
Con 3 ajustes de calor
Con 3 configuraciones de temperatura
Nota: 9,5/10
Nota: 10/10
Nota: 9/10
Nota: 10/10
-
71,99 €
Precio no disponible
34,99 €
34,99 €
MEJOR CALIDAD-PRECIO
Crock-Pot SCCPBPP605 - Olla de cocción lenta digital...
Slow cooker - Crock-Pot
Potencia de 230 W
Disponible en varias capacidades
Programable hasta 20 horas
Nota: 9,5/10
71,99 €
Andrew James Cocina Lenta de 6.5 litros | Tapa de...
Slow cooker - Andrew James
Potencia de 320 W
Capacidad de 6,5 litros
Con tazón de cerámica extraíble
Nota: 10/10
-
Precio no disponible
EL MÁS BARATO
VonShef - Cocina lenta con tapa de cristal (6,5 L,...
Slow cooker - VonShef
Potencia de 290 W
Capacidad de 6,5 litros
Con 3 ajustes de calor
Nota: 9/10
34,99 €
Russell Hobbs Cook@Home - Olla de Cocción Lenta...
Slow cooker - Russell Hobbs
De acero inoxidable
Capacidad de 3,5 litros
Con 3 configuraciones de temperatura
Nota: 10/10
34,99 €

¿Por qué comprar una olla de cocción lenta?

Hoy en día todo lo hacemos más rápido, nuestro ritmo de vida ha hecho que olvidemos los sabores de antaño. Por eso, el propósito de esta olla es recuperar esas texturas y sabores de las recetas que cocinaban entonces, pero de un modo mucho más sencillo.

Para ahorrar tiempo en la cocina

Cocinar a fuego lento tiene muchas ventajas y el resultado que se obtiene en los platos no es posible lograrlo si no es con una cocción prolongada. Pero hoy en día, nuestro estilo de vida frenético nos impide cocinar de forma lenta y cuidadosa, pues nos faltan horas para poder estar pendiente de la olla.

Con las máquinas de cocción lenta se pueden cocinar y ablandar los alimentos de forma más autónoma. No tendrás que preocuparte por si se pega o se quema tu preparación, pues estos utensilios nunca sobrepasan los 100 °C, que es el punto en el que comienza la ebullición. De este modo, puedes despreocuparte y dejar que se cocine solo. Otra opción es dejar cocinando la olla durante toda la noche, así cuando te levantes el estofado ya estará listo.

Para preparar platos bien sabrosos y variados

Además de la ventaja de poder conseguir unos guisos insuperables sin tener que esclavizarte en la cocina, debemos mencionar el repertorio de nuevas recetas que se nos presentan. Podrás preparar infinidad de platos, como lentejas, arroces, guisos de ternera, carrilleras, etc.

Cada preparación que incluyas en la slow cooker tendrá siempre el punto perfecto. Las carnes estarán tiernas, las verduras perfectamente cocinadas y no se perderá ningún sabor, ya que los jugos que se desprenden no se evaporan.

Por otro lado, no creas que el consumo energético es muy elevado al tener la olla funcionando durante tantas horas. Este utensilio tiene un consumo mínimo, menos que la vitrocerámica o el horno, dado que no alcanza altas temperaturas.

Para cocinar más sano

La cocción lenta permite cocinar platos más saludables, tiernos y con mayor sabor. Otro punto a su favor es que podrás añadir menos sal a tus preparaciones, dado que los alimentos se cocinan con su propio jugo y estarán mucho más sabrosos.

Además, los vapores que se desprenden son capaces de eliminar el exceso de grasas de las carnes. Los alimentos desprenden sus aromas y jugos naturales, por lo que no es necesario añadir potenciadores de sabor. Y todo esto sin tener que estar pendiente de la olla durante todo el proceso.

Las ollas de cocción lenta en oferta hoy

Aprovecha las ofertas de Amazon y hazte con la olla de cocción lenta al mejor precio:

# Vista previa Producto Valoración Precio
1 Crock-Pot Csc026X  Duraceramic - Olla de cocción lenta...
Crock-Pot Csc026X Duraceramic - Olla de cocción lenta...
80 Opiniones 139,90 € 84,99 €
2 Olla de Cocción Lenta, Aicok 6.5l Slow Cooker...
Olla de Cocción Lenta, Aicok 6.5l Slow Cooker...
8 Opiniones 79,99 € 57,99 €
3 Russell Hobbs Cook@Home - Olla de Cocción Lenta...
Russell Hobbs Cook@Home - Olla de Cocción Lenta...
94 Opiniones 45,99 € 34,99 €
4 Crock-Pot AutoStir CSC012X Olla de cocción lenta, 240...
Crock-Pot AutoStir CSC012X Olla de cocción lenta, 240...
61 Opiniones 134,90 € 79,00 €

¿Cómo elegir una slow cooker?

Si no sabes qué olla de cocción lenta comprar, estas son algunas de las nociones que debes tener claras a la hora de comprar este utensilio. ¡Toma nota!

Su capacidad

La capacidad será uno de los primeros factores que debes valorar, pues indica cuánta cantidad de alimentos se pueden cocinar a la vez, si se puede preparar comida para toda la familia o introducir piezas de mayor tamaño.

Para hablar de la capacidad de esta olla lo haremos en litros. En el mercado podrás encontrar una amplia gama de modelos y tamaños donde elegir. También es importante tener en cuenta este dato para saber si podremos almacenarla cómodamente en la cocina.

Las ollas de 2 o 2,5 litros de capacidad son adecuadas para familias de 2 o 3 miembros, mientras que las de 7 litros preparan recetas para 6 u 8 comensales. Por tanto, es necesario considerar el tamaño, según el número de personas que comen cada día en casa o para preparar guisos o cocidos generosos.

Su potencia

Por lo general, la olla de cocción lenta tiene un consumo eléctrico bajo. Al trabajar siempre con temperaturas por debajo de los 100 grados, no tendremos que preocuparnos por que la factura suba demasiado a final de mes.

La potencia de una slow cooker suele rondar los 250 W. Como cocina durante largos períodos de tiempo, no se requiere un calentamiento rápido a temperaturas elevadas.

Sus materiales

Este utensilio está formado por dos partes principales: la primera es la carcasa donde se encuentran las resistencias y el panel de control para regular la temperatura y el tiempo. Esta parte suele estar fabricada en acero inoxidable.

Por otro lado, está la cubeta extraíble, que facilita su limpieza después de cada uso. Este recipiente suele estar fabricado en cerámica o metal. Se recomienda comprobar que esta parte esté recubierta con algún material antiadherente para evitar que los alimentos se peguen en el fondo.

También es importante considerar que la tapa sea de cristal transparente, de este modo podrás ver la preparación sin tener que destapar la olla.

Sus opciones

Es común toparnos con algunos modelos que incorporen un temporizador programable. Esta opción nos permite indicar el tiempo óptimo para que se cocine nuestra receta. Una vez que se agote el tiempo establecido la máquina se apagará.

El programador puede ser digital o manual. Los modelos que cuentan con programador digital suelen ser más caros, pero el funcionamiento es prácticamente el mismo.

Asimismo, algunos modelos mantienen caliente la preparación hasta el momento de servir el plato. El tiempo destinado a esta función también puede variar. Lo ideal es que sea capaz de mantener la comida caliente durante al menos una hora.

Los diferentes modelos de olla de cocción lenta

En el mercado puedes encontrar diferentes tipos de ollas de cocción lenta. Son los siguientes:

La olla de cocción lenta manual

Esta versión cuenta con mando manual para su programación. Podrás elegir entre dos temperaturas: baja o alta.

Con una potencia alta los alimentos se cocinan a una temperatura algo más elevada y podrán estar listos en unas 4 horas; por el contrario, si seleccionamos la baja tardará unas 8 horas en cocinarse.

Al no contar con un programador de tiempo, tendrás que encargarte de vigilar la temperatura y el tiempo de la preparación para evitar que la comida se queme o se pegue en el fondo.

El modelo programable

Estos modelos también cuentan con una cubeta fabricada en cerámica o porcelana, recubierta con una capa antiadherente.

Sin embargo, la función que los diferencia de los anteriores es que incorporan un termorregulador y un temporizador con los que podrás programar mejor todo el proceso de cocción.

Slow cooker con sonda termoeléctrica

Los modelos más modernos incorporan una sonda termoeléctrica que calcula la temperatura exacta a la que se encuentra el interior de la olla. Su función “mantener caliente” y su termorregulador permiten guardar el calor de la preparación hasta el momento de servir. Un ejemplo es el modelo Hamilton Beach 33969A.

Estos aparatos también suelen estar fabricados en acero inoxidable o aluminio antiadherente para poder llevar a cabo la limpieza de forma rápida y sencilla.

Si te has decidido a aprovechar las múltiples ventajas que ofrece este utensilio, te recomendamos que valores la capacidad, así como unos materiales de calidad que faciliten su limpieza. Por otro lado, antes de lanzarte a por cualquier modelo, invierte unos minutos en leer los comentarios de otros usuarios para poder elegir bien el modelo que mejor se adapte a tus necesidades.

Las mejores ventas de slow cooker

¿Todavía no te has decidido? Si buscas un modelo de calidad al mejor precio, estos son los más vendidos del 2019:

Crock-Pot SCCPBPP605 - Olla de cocción lenta...
(593)
Oferta
Crock-Pot Csc026X Duraceramic - Olla de cocción...
(80)
Oferta
Olla de Cocción Lenta, Aicok 6.5l Slow Cooker...
(8)
Russell Hobbs Compact Home - Olla de Cocción...
(30)

¿Cuánto cuesta una olla de cocción lenta?

Y llegamos al punto que quizá te interese más: ¿cuál es el precio de las slow cooker? Pues bien, como en otros electrodomésticos, el precio suele variar dependiendo de los materiales, la capacidad, si es digital o manual, entre otros factores. Lo normal es encontrarse precios entre los 30 y los 150 euros.

Por ejemplo, el modelo de Russell Hobbs Cook Home 22740-56 está fabricado en acero inoxidable, cuenta con 3 configuraciones de temperatura y tiene capacidad para 3,5 litros. Está disponible en Amazon por tan solo 36 euros. Por otro lado, la olla de cocción lenta Crock Pot CSC025X, incorpora funciones similares a la anterior y su precio es de 39 euros.

Por último, si te interesa un modelo digital, la Electrolux ESC7400 cuenta con una pantalla LCD con la que poder programar todo el proceso de cocinando. Tiene una gran capacidad de 6,8 litros y una potencia de 235 W. Actualmente se encuentra disponible en Amazon por 85 euros.

¿Cómo cocinar en una olla de cocción lenta?

Cocinar con una de estas ollas es muy sencillo. Lo primero que debes hacer es conectarla a la corriente eléctrica y agregar los ingredientes según la receta. Si el modelo lo permite, procede a establecer un tiempo y una temperatura adecuados a la preparación.

Después, el calor irá subiendo de forma gradual y se cocinarán los alimentos lentamente y con cariño. El tiempo que quede lo puedes emplear en lo que quieras. Incluso puedes dejar la olla funcionando mientras estás en el trabajo, en el gimnasio, o en cualquier otro lugar.

En cuanto a su limpieza, el proceso resulta muy sencillo y no te llevará demasiado tiempo. Tanto la tapa como la olla son desmontables de la carcasa y de pueden lavar en el lavavajillas. El resto del cuerpo se puede limpiar pasando un trapo húmedo con algo de jabón.

¿Cómo hacer lentejas en olla de cocción lenta?

Las legumbres son uno de los platos que quedan perfectos en la olla de cocción lenta. Esto es así porque se cocinan durante muchas horas a fuego lento, sin riesgo a que se peguen. Como no hay que remover el contenido de la olla, evitamos romper los ingredientes y estos quedan enteros y en su punto.

Tan solo tendrás que poner en remojo las lentejas como haces de forma habitual y después colocar todos los ingredientes en la olla y cubrir con agua. Se cocinarán durante unas 6 horas, si seleccionas el modo alto, y no llegarán a pegarse.

Ultima actualización el 26 de agosto del 2019

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas Sé el primero en votar