¿Cómo tener un huerto en casa?

¡Excelente! Si estás pensando tener tu propio huerto en casa, debemos decirte que se trata de una grandiosa idea. Cultivar tu comida en casa es una actividad muy gratificante, esto sin mencionar los muchos beneficios de salud que puedes aprovechar al llevar alimentos frescos y vegetales a tu mesa. En esta publicación te daremos algunas ideas para construir tu huerto casero.

¿Qué necesitas para tener un huerto casero?

Hay ciertas cosas indispensables para un huerto exitoso, te las comentamos a continuación.

El espacio

Antes de comenzar estudia el espacio que tienes disponible y asegúrate de que tenga ventilación, drenaje y que la luz solar dé sobre él. Si no puedes sembrar directamente en el suelo, puedes disponer de una terraza e incluso de un balcón y, en ese caso, puedes utilizar bandejas para recolectar el agua del riego.

Otro aspecto que debes considerar, con respecto al espacio, es el tipo de huerto que tendrás y cómo trabajarlo. Los huertos horizontales son los más cómodos para trabajar el suelo directamente haciendo uso de un cultivador. Asimismo, se puede combinar con macetas una junto a la otra. Sin embargo, existe la opción de un huerto vertical, el cual puedes crear con algunas repisas, cajoneras o reciclando un mueble.

Tierra

Para enriquecer la tierra puedes elaborar tu propio compost con desechos orgánicos o comprar una tierra con sustrato. Ten en cuenta que para crecer las plantas necesitan humedad y nutrientes que absorben con sus raíces.

Semillas

Un consejo que no falla: escoge las semillas autóctonas de tu región o de temporada, así el cuidado te será mucho más sencillo pues la planta estará adaptada al suelo y el clima.

Macetas

Además de sembrar en el suelo puedes tener otras plantas en macetas, lo cual será una ventaja cuando llegue el invierno, pues podrás llevarlas al interior de la casa para resguardarlas del frío.

Siembra

Consulta con un experto o revisa un calendario para conocer los tiempos adecuados para sembrar determinadas semillas.

Igualmente, elige el tipo de siembra que vas a realizar, una alternativa es la directa, es decir, colocando muchas semillas en el suelo del cultivo y luego arrancar las menos vigorosas para dejar las más fuertes. Otro método es por almácigos que consiste en sembrar primero en un recipiente pequeño con poca tierra y luego trasplantar.

Recuerda que cuando tus plantas crezcan deberás cuidarlas de plagas y si tienes algunas gallinas en casa tenlas en el gallinero alejado del huerto.

Ultima actualización el 11 de agosto del 2020

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas 1 votos - nota: 5,00 sobre 5